Las mejores casas de apuestas deportivas

*Términos y condiciones aplican a todas las ofertas y/o bonos en este sitio. Para más detalles referirse al operador.

Margen de la Casa

El margen de la casa es la ventaja matemática que tiene el casino sobre el jugador en cualquier juego de azar. Junto con la comisión en el póker bacará, el margen de la casa es la razón de que los casinos acumulen ganancias. Con el derecho legal de fijar márgenes de la casa en los juegos, una compañía de apuestas gana lo suficiente para pagar los sueldos de muchas personas, administrar hoteles, crear atracciones turísticas, organizar conciertos y espectáculos. Es el motor de la riqueza de los casinos. El margen de la casa tiene que ver con probabilidades; cualquier mano de cartas, lanzamiento de dados o giro de la rueda de ruleta en particular es impredecible.

Como los apostadores no comprenden totalmente cómo funciona el margen de la casa, se han creado una serie de mitos y confusiones acerca de este concepto. Entender mejor cuál es la ventaja del casino te hará un apostador más informado. Entender el margen de la casa no solo aumenta las probabilidades de ganar, en muchos casos, sino que también ayuda a evitar las falacias lógicas que pueden terminar en desarrollar una adicción a las apuestas.

¿CÓMO SE CALCULA?

El margen de la casa se expresa como un porcentaje. Dicho porcentaje indica cuánto espera ganar el jugador cuando apuesta una suma teórica equivalente a $100. Si el jugador espera recuperar $99, entonces también espera perder $1. En este caso, el margen de la casa se calcularía como el 1%. Si un jugador espera recuperar $93.50 por cada $100 apostados, entonces el casino esperaría ganar $6.50 y el margen de la casa se expresaría como 6.50. Si el jugador espera recuperar $101 por cada $100 apostados, esto se expresaría como una posibilidad de recuperación del 101%. En este caso, no existiría margen de la casa.

Expectativas Positivas Y Negativas

En la situación anterior, el jugador tendría la ventaja sobre el casino. Cuando la cantidad que se espera recuperar supera el 100% de lo apostado, esto se considera un juego con expectativas positivas. Solo ocurre cuando el video póker utiliza la tabla de pagos completa, un jugador logra contar cartas en el blackjack o un jackpot progresivo creció tanto que la suma del premio es mayor que la cantidad que se tendría que apostar para tener 50% de probabilidades de ganar dicho jackpot. Pero estos son casos especiales. La mayoría de los jugadores deben prepararse para jugar con expectativas negativas. En ese caso, se enfrentarán al margen de la casa. 

Conexión Con El Dinero Que Se Recupera

El margen de la casa se relaciona con el porcentaje que se paga. Los fabricantes de máquinas de apuestas también se refieren a este porcentaje que se paga como “lo que vuelve al jugador” o “RTP”, por sus siglas en inglés. El RTP se expresa como la cantidad que el casino le devuelve al jugador o, expresado más claramente, la parte de una apuesta que el jugador puede esperar recuperar después de apostarla en el casino.

Volvamos a los ejemplos anteriores. En el caso en que el jugador esperaba recuperar $99 de los $100 hipotéticos que había apostado, el dinero que recuperaría sería el 99%. Cuando el jugador espera recuperar $93.50, el RTP o dinero recuperado sería el 93.5%.

Una manera sencilla de visualizar la conexión entre el dinero que recupera el jugador y el margen de la casa es sumar sus valores. Cuando se juega en un juego con expectativas negativas, el margen de la casa y el porcentaje que se paga suman 100. Si lo que vuelve al jugador es el 99%, el margen de la casa es el 1%. En total, los valores completan el 100%.

La Divergencia En Las Apuestas De Casinos

Incluso cuando el casino tiene una ventaja probabilística, estamos hablando de probabilidades, no de certezas. La divergencia es algo que se observa en cualquier juego de casino. La divergencia es cuánto se apartan los resultados reales de los esperados.

Se puede contabilizar, pero, en palabras sencillas, significa que a veces podrás ganar más del 100% de los apostado (y terminar la sesión de apuestas como un ganador) y, a veces, podrás perder mucho más de lo que esperabas perder. Los resultados varían, como se dice a menudo.

Probabilidades Vs. Resultados

En la vida real, los resultados difieren, casi todo el tiempo, de lo predicho por el margen de la casa. Estas desviaciones son de esperarse cuando se analizan resultados a corto plazo. Cuanto más apueste un jugador, más probable será que los resultados reales se acerquen a las probabilidades teóricas de ganar y perder. Si jugaras mil millones de manos de blackjack, tus resultados se acercarían bastante a las probabilidades teóricas del juego.

Lo que a veces traiciona a los jugadores es su percepción de lo que significa a “largo plazo” y “a corto plazo”. A menudo los jugadores asumen que unas cuantas miles de manos (o giros, o lanzamientos de dados) representan resultados a largo plazo. De hecho, unas pocas miles de apuestas son una muestra bastante pequeña.

Malentendidos Y Falacias

Un malentendido puede llevar a grandes falacias. Los estafadores profesionales utilizan la percepción de las personas y su sentido común y los vuelven en su contra. Por ejemplo, al utilizar una técnica de apuestas progresivas como el sistema Martingale, es probable que el sistema funcione bastante bien si se tienen en cuenta algunos miles de apuestas. Esto es porque el Martingale está hecho para ganar pequeñas sumas muchas veces pero perder mucho en una sola vez. Mientras que esa horrible racha de mala suerte no ocurra en los miles de manos jugadas, parece como si el sistema funcionara de manera fantástica. Se podría creer que se ha vencido al margen de la casa.

Sin embargo, no hay manera de vencer al margen de la casa. No a largo plazo. La única forma de ganarle a las matemáticas de las apuestas es tener suerte. Cuantas más apuestas realices, más suerte tendrás que tener. Esa es la esencia de la probabilidad en lo que se refiere a las apuestas: acorta tus sesiones de apuestas y podrás estar contento con los resultados obtenidos. Lo opuesto también es cierto: alarga las visitas a las mesas de apuestas y lo más probable es que no te vayas satisfecho. Alárgalas lo suficiente y habrás desarrollado un problema de adicción, y todo por culpa del margen de la casa.

Comments